Soñar con Noche

Sueños | 09/07/2009 | 7.44 / 10 | comentarios

Opresiones poco corrientes y dificultades en los negocios Los intérpretes árabes consideran la noche como signo de ociosidad y del hombre holgachón.

Soñar que la noche no tenía fin, predice paralización de los negocios, siempre que la noche que se Soñó haya sido sin luna; caso contrario presagiaría un ministro a quien se le confiaría poderes absolutos para asegurar el orden y perseguir a los asaltantes de los caminos. Ver aparecer el alba después de una noche oscura es señal de alivio, salvación de un asedio, campaña exitosa contra el agio, unión matrimonial después de una larga ausencia o seyaración. La noche tenebrosa seguida de trueno y relámpago indica cisma y confusión. El que se vea envuelto por una noche o una tiniebla, predecirá viaje largo. La noche y el día son signos simbólicos de dos jefes de Estados rivales. La noche simboliza al ser ateo, el día señala al creyente. Otros traducen la noche por descanso, y el día por fatiga. Es signo de pobreza, la falta de trabajo, retorno de un ausente, la presencia de ciertos fenómenos sobrenaturales, seguridad, albergue, cuando el durmiente no está de viaje.
Para los místicos la noche es signo de refugio espiritual, donde alcanzan y logran sus anhelos en la contemplación.
Verse extraviado en la noche, presagia desviación mental; como también pérdida de fortuna.
¿Qué es lo primero, el día o lo noche? Porque, si lo primero es el día, la noche será su tumba; pero si lo primero es la noche, entonces será su madre, y en la noche se gestará cuanto luego ha de abrirse durante el día. Por ello la noche presenta esta dualidad de significados: positivo y negativo, de gestación creadora y de muerte de ilusiones.
En los sueños pocas veces se presenta el aspecto positivo de la noche; cuando lo hace puede reconocerse por la presencia de la luna, pues con ella la noche pierde su peligrosidad y se convierte en confidente de los enamorados, en germen y fermento del porvenir.
Desgraciadamente, lo que más abundan son los sueños de noche sin luna, de profundas tinieblas en los que se dan cita todos los temores y pesadillas. Son sueños que siempre pregonan lo mismo; indecisiones, miedos, angustias, tristezas y peligros; todo lo indeterminado que bulle en el inconsciente.
Y cuando los sueños del aspecto sombrío de la noche se repiten, siempre revelan un acusado complejo de inferioridad.
Clara, luminosa: tranquilidad de espíritu. Gozo íntimo. Reposo del corazón.
Oscura, inquietante: momentos penosos, jornadas agitadas previas a futuras penurias.

Te gusta
¿Te gusta esta web?
¿Has soñado esto? ¿cuéntanoslo?