Soñar con Mujer

Sueños | 09/07/2009 | 7.64 / 10 | Comentarios

Intrigas y pérdidas, si no tiene cuidado. Una mujer bella vista en el sueño proporciona en la vigilia horas felices y año próspero. Otros intérpretes dicen que esta visión señala el lugar donde se guarda un tesoro o cosas privadas, es decir el mismo lugar donde fue vista la dama. Ver a una mujer hermosa entrar en la casa de uno —del durmiente— augura placer y alegría; es, a la vez, buena suerte a los solteros. La belleza de una mujer se interpreta por dinero transitorio. Ver a una doncella venir hacia uno es un buen presagio. La mujer obesa es año próspero y cosecha abundante; la flaca dice todo lo contrario. En el mundo de los sueños las mujeres desconocidas predicen cosas mejores que las conocidas Una mujer joven vista en el sueño por otra mujer: anuncio de enemistad entre la durmiente y la soñada, en cualquier estado que la viera la mujer que sueña. Una mujer anciana es el símbolo real de la vida, o de este mundo material que pasa y cumple su ciclo. Una mujer bella que aparece en el sueño a un hombre, le sonríe y le dice palabras dulces, anuncia año feliz y cosecha copiosa; mas si el que sueña es pobre: dinero; si está prisionero: libertad. La mujer que se presenta en el sueño con un velo en la cara predice un bien que no trascenderá a los vecinos. Una mujer bella que da en el sueño órdenes y buenos consejos, predice mucho bien tanto para el que sueña cuanto para la región. Ver a la esposa acompañada de un hombre, indica que éste es su abuelo de ella, y será un signo de felicidad para ambos.
Matar a una mujer en el sueño presagia pérdida de fortuna; acariciar a una mujer: buen augurio. Ver a la esposa casada con otro:
desprestigio moral solamente; es también esta visión el signo del ambiente en que se vive de placer y de utilidad.
Los sueños de mujeres deben ser interpretados en forma muy distinta según cual sea el sexo y la edad del soñador, pues en una mujer el sueño puede interpretarse como la revelación del substrato de su propia personalidad. La mujer soñada, casi siempre una desconocida, es un reflejo de las propias tendencias y deseos inconscientes, por lo cual el análisis del sueño y de cuanto hace esta mujer desconocida nos dirá mucho sobre la propia soñadora.
En un hombre, el soñar con mujeres pocas veces se relaciona con la sexualidad, como podría suponerse, sino más bien con el éxito de sus ambiciones, y cuando en el sueño se manifiestan deseos sexuales lo que suelen testimoniar es una sexualidad insatisfecha o una falta de control sobre uno mismo.
Otro sueño de mujeres consiste en soñarlas desnudas, lo que es mucho más frecuente en mujeres que en hombres, pues en ellas refleja el deseo y la preocupación por gustar y ser amadas, lo que es perfectamente normal, a menos que en el mismo sueño se expresen deseos sexuales, en cuyo caso lo que revelan es un elevado grado de narcisismo, y sólo en pocas ocasiones la homosexualidad. Esta última suele manifestarse en los sueños mediante el cambio de sexo.
En cambio, soñar con mujeres desnudas y excitantes sólo hablará de deseo sexual a un hombre sin inhibiciones, mientras que en los demás lo que revelará serán deseos insatisfechos o el medio a la anormalidad.
Una hermosa mujer desconocida: nuevo encuentro, éxito afectivo.
Una mujer vieja y fea: discordia, infortunio.
Una mujer generosa y benévola: alegría y felicidad.
De gran inteligencia, de ingenio notable: éxito en sus actividades, honores y distinciones.
Ver a una mujer conversar con otras personas: maledicencia, calumnias, disputas.
Pelearse con una mujer: fastidios, preocupaciones, pesares.
Golpearla: separación, ruptura.
Verla encolerizada: reproches, penas, enojos.
Una mujer con el torso desnudo: infidelidad.
Completamente desnuda: esperanzas defraudadas.
El sexo de una mujer: contrariedades afectivas.
Con el sexo de un hombre: augurio de casamiento.
Abrazar a una mujer: decepciones sentimentales.
Tratar de seducirlas: falsedad e hipocresía en su entorno.
Que concede sus favores a un hombre: contrariedades sentimentales, disputas.
Una mujer maquillada: perfidia, engaño.
Que se mira al espejo: embustes femeninos.
Una mujer encinta: buenas noticias.
Que da a luz: felicidad y prosperidad en el hogar.
Con hijos: preocupaciones familiares.
Ver a una mujer fatigada, agotada: enfermedad.
Con una larga cabellera: dicha afectiva.
De cabellos castaño o rubio: felicidad.
De color poco habitual: enfermedad, separación afectiva.
Una mujer que le habla: preocupaciones familiares.
Un hombre que habla a una mujer: suerte, éxito.
Una mujer vestida de negro: luto, tristeza, pesares.
Vestida con colores alegres: dicha en el hogar.

Te gusta
¿Te gusta esta web?
¿Has soñado esto? ¿cuéntanoslo?