Soñar con Leña

Sueños | 09/07/2009 | 7.3 / 10 | comentarios

La leña se interpreta por calumnia.

Echar dos o tres palos de leña al fuego señala cambio de palabras groseras que irán en aumento. Hacer fuego con trozos de leña es una difamación que se hace en contra de alguien ante la autoridad. Para el que ata en el sueño unos palos de leña, ésta le significa un reproche hiriente por haber hablado mal de la honra de la gente. Una carga de leña en una casa es el logro de los menesteres y señal de bienestar; también se traduce por herencia o dinero que el soñador recibirá de sus deudos o del fisco. Si la leña es para partirla o aserrarla, se interpreta por ganancia con sacrificios o por un daño menor; si la leña estuvo preparada en el sueño para el uso, señala acercamiento a la esfera gubernamental, allanamiento de dificultades, sosiego.
Otros intérpretes dicen que la leña es signo de bobería, avaricia, siguiendo el adagio árabe que dice: “fulano es una leña”, cuando es avaro o bobo. Un haz de leña significa fortuna habida de distintos modos. El holgazán que sueña con un atado de leña, entrará al servicio de un hogar respetable. Reunir trozos de leña es para el enfermo su curación. Toda leña que procede de un árbol frutal, anuncia la destrucción de dicho árbol. Arrimar leña al fuego con un fin edificante es signo de acercarse sinceramente a Dios, o la entrega de un’ hijo a un educador, o la captura de un malhechor para su castigo, o la visita de un enfermo a un médico. El que sueña que su barco se ha incendiado, o que en su casa se ha quemado la leña, es señal funesta para ese barco. Un tronco de leña es signo de “zamanat”, o sea enfermedad que obliga a permanecer inactivos; mas el tronco de madera bien preparado para uso industrial es signo de trabajo fecundo; caso que no fuera así: un mal negocio: divorcio...

Te gusta
¿Te gusta esta web?
¿Has soñado esto? ¿cuéntanoslo?